LAS PRISIONES MÁS LUJOSAS DEL MUNDO

Foto Crédito: Pixabay
Exceptuando las armas de fuego y los guardas de seguridad en las torres, la prisión de máxima seguridad de Al-Hair luce más como un hermoso hotel, especialmente el ala de visitas conyugales. Después de unas pesados puertas de hierro, sus barrotes son pintados de un animado color lavanda, una alfombra roja adorna el pasillo de acceso, donde cada una de las 38 celdas privadas tiene una cama tamaño “King”, una nevera, un televisor y una ducha. Aquí al doblar la esquina, después de pasar el cajero automático, los presos casados tienen permiso de pasar de 3 a 5 horas privadas con sus esposas, al menos una vez por mes, con aire acondicionado, té y dulces en la gaveta de noche.


También podría interesarte:
¿EN ALGUNA NOCHE DESPEJADA, HAS VISTO CÓMO PASA UNA LUZSURCANDO EL CIELO?

Cerca de 1100 prisioneros de alta seguridad, todos por delitos relacionados con el terrorismo están pagando prisión, la cual se encuentra a unas pocas millas del sur de Riyadh. AL-Hair es la prisión más grande de 5 cárceles de máxima seguridad Saudíes, establecidas en la última década para manejar el creciente problema de terrorismo que se venía viviendo, primero con Al Qaeda y después con el Estado Islámico. Las prisiones Saudíes han mantenido alejados a los periodistas y a las comisiones de derechos humanos durante mucho tiempo. Pero los oficiales del Ministerio del Interior a cargo de Mohammed Bin Nayef, quien es el diputado de la corona dijo, “El príncipe ha ordenado que los periodistas puedan ingresar a visitar las cárceles, para demostrar que nosotros no torturamos en nuestros complejos carcelarios.

Y es así como en una tarde de domingo, el guarda Mohammed al-Ahmed me dejo entrar en una visita rara dentro de la prisión Al-Hair. “No tenemos nada que esconder” me dijo. “Señala cualquier edificio, cualquier celda, cualquier rincón. Puedes ver todo lo que quieras ver” Durante las siguientes 6 horas, tuve la oportunidad de dirigir mi propio tour por la prisión, y el guarda me llevo muy acomedidamente por donde yo le decía. Vimos los complejos de celdas, el hospital, las celdas de confinamiento solitario, salones y las zonas de recreación. Él nunca dijo nada que se saliera de su “libreto”, sin embargo no pude tomar fotos. Comenzamos con el té y una presentación de power point donde se nos explicaba en detalle la estrategia del gobierno de mantener a los reos en cuartos y no en mazmorras como la cárcel de la bahía de Guantánamo.

Foto Crédito: Pixabay
El gobierno Saudí se sigue encargando del bienestar de cada familiar del prisionero. El gobierno les da dinero para alimentación, renta, educación, y paga los costos de traslado y alojamiento de los familiares cuando viven lejos y quieren visitar a sus familiares presos. De hecho, los prisioneros que tienen familias en otros países o son extranjeros también gozan de estos beneficios. Incluso, muchos prisioneros, bajo la supervisión de escoltas carcelarios, reciben permisos para asistir a eventos familiares como bodas o funerales (menos los convictos por homicidio), y se les da hasta 2600 USD en efectivo para que presenten como regalo, si se trata de una boda. Después de la presentación fuimos al Hotel Familiar, el cual es un complejo hotelero dentro de la prisión donde se alojan los prisioneros que presentan buena conducta. El hotel tiene 18 suites inmensas, donde pueden dormir hasta 9 miembros familiares cómodamente, tiene un gran buffet y zona de juegos para los niños, sin mencionar que permanece decorada con flores frescas todos los días.

Los oficiales afirman que el gobierno gasto 35 millones de dólares en esos complejos el año pasado argumentando que “si alguien es un criminal, no tenemos por qué castigar a su familia también”. Ahmed dijo. “Nuestra estrategia la de cuidar a estas personas, para que la comunidad sea mejor. Esto es lo que el Islam nos dice que debemos hacer.” La mayoría de los 3500 prisioneros de las 5 cárceles de máxima seguridad han sido convictos por cargos relacionados con el terrorismo, incluyendo ataques de Al Qaeda dentro del reino Saudí, los cuales ocurrieron antes de surgimiento del estado Islámico. Gen Mansour al Turki, quien es el vocero del poderoso Ministerio del Interior, del cual la Mabahith, como se le denomina a la policía secreta saudí, dice que cuidar de las familias de los prisioneros hace parte de los esfuerzos del gobierno por rehabilitar a los radicales terroristas. Los saudíes tienen fama por realizar grandes esfuerzos en rehabilitar a los condenados por terrorismo, mediante programas intensivos de educación y reinserción.

Los reclusos en las cinco cárceles de máxima seguridad comienzan con meses largos de profundización en cursos dentro de la prisión. Cuando terminan su sentencia, ellos son transferidos a uno de los más grande centros de rehabilitación en Rijadh y Jiddah para estudios posteriores. ”Si tu pierdes a estos presos cuando entren a prisión saldrán más radicales” dijo Turki, como argumento de que el apoyo familiar ayuda a la rehabilitación de los terroristas. Turki dice que cerca de 20%  de los que han estado en rehabilitación han regresado a actividades terrorista. Muchos activistas en derechos humanos piensan que esta estadística es mucho mayor de los que admiten los oficiales Saudíes.  Las críticas de este programa argumentan que arabia saudita o al menos muchos ricos saudíes apoyan los islamistas radicales violentos, y que el énfasis del gobierno en la rehabilitación refleja cierta simpatía con el terrorismo.

Foto Crédito: Pixabay
Pero los oficiales saudíes argumentan que ningún otro país excepto Siria e Irak, está más amenazado de marea directa por el estado islámico. Ellos dicen que su método para rehabilitar terroristas convictos es más pragmático y efectivo que simplemente arrojar a miles de ellos por décadas esperando que sus familiares no se vuelvan también radicales. “Yo no pienso que debamos ser reflexivos en oposición en este tipo de programas,” dijo bruce Hoffman, director del centro de estudios de seguridad de la universidad de Georgetown. “El punto de discusión es, si mantener a estos fanáticos religiosos bajo estas condiciones o encerrarlos en una prisión en condiciones infrahumanas para siempre”.

Hoffman dijo que tener el 20%  de reincidencia es mejor que el 70 a 75% que tienen los criminales violentos en Estados Unidos. Él dice que las prisiones sin programas de rehabilitación pueden convertirse en universidades del terrorismo  que convierten agresores menores en peligrosas terroristas. Hoffman también afirma que los reclusos que son sacados del pensamiento radical pueden aportar inteligencia importante sobre los grupos terroristas. “Programas como este pueden ser de gran efectividad,” dijo él. Para ser absolutamente claros, Arabia Saudita tiene un registro pobre en derechos humanos, el hecho de que los prisioneros no fueran torturados enfrente de mí no significa que esto no pase. De acuerdo con el departamento de estado y grupos de derecho humanos, los saudíes practican la detención arbitraria y las torturas son el pan de cada día. Arabia Saudita ejecuto a 79 personas por decapitación en 2013, y su interpretación radical de la ley Sharia todavía utiliza penas medievales incluyendo las amputaciones y la lapidación de adúlteros.

Más recientemente, una corte saudí sentencio a Raidf Badajvi un blogger que cuestiono el rol dominante de la religión Saudita sobre la vida diaria, a diez años en prisión y mil latigazos en público, un castigo condenado como barbárico por los grupos de derechos humanos. Human Right Wacth y otros también han  argumentado que el gobierno saudí ha utilizado sus duras leyes antiterrorismo para encerrar a cientos de personas de manera virtualmente indefinida. A menudo por simplemente criticar el gobierno, y ha encerrado a otros en secreto en juicios injustos. También han condenado las prisiones saudíes por tener sobrepoblación y a menudo ser lugares peligrosos, pero esos argumentos usualmente tiene que ver con el sistema penitenciario que no es para aquellos convictos por terrorismo.

El gobierno saudí maneja cerca de 20 prisiones regionales. Casi el equivalente a las prisiones estatales de estados unidos y cerca de 90 cárceles locales, similares al sistema penitenciario norteamericano. Esos complejos albergan cerca de 50 mil prisioneros y cerca de la mitad son extranjeros.

Aclaración: las imágenes utilizadas en el articulo no corresponden a las de la prisión. Son utilizadas simplemente para dar una idea de como es el lugar, puesto que no es posible obtener fotografías de este sitio.

Déjanos tus comentarios... son muy importantes para nosotros.

Related

Curiosidades 4563297147031296619
Deja Tu Comentario

SÍGUENOS EN FACEBOOK

LO MÁS VISTO

LO MÁS RECIENTE

item